Fuente: Radio Belgrano

Programa: La Aldea
Conductora: Teté Coustarot

Entrevistada: Silvia La Ruffa


Teté Coustarot: Bueno, y un tema que tiene una dolorosa actualidad es el tema del código procesal para menores. Esto se ha tratado en la legislatura y estamos con Silvia La Ruffa en línea, que es legisladora porteña, presidente de la comisión de Seguridad de Frente para la Victoria. ¿Qué tal, Silvia?, buenas tardes.

Silvia La Ruffa: ¿Qué tal? ¿Cómo le va? Buenas tardes.

T.C: Buenas tardes. Bueno, me gustaría que habláramos sobre la sanción de la legislatura porteña, ¿no? La prisión preventiva para menores de 18 años.

S.L.R: Sí, como decía usted, en realidad lo que se votó fue todo un régimen procesal especial, esto es que los chicos entre 16 y 18 años que cometan delitos en la ciudad de Buenos Aires empiezan a tener derechos y garantías para su legítima defensa.
Va a haber jueces y fiscales especializados en el tratamiento de los derechos de niños y niñas para llevar adelante la investigación penal y hay un montón de medidas alternativas a la prisión efectiva, que apuntan más a la resocialización y a evitar que el menor vuelva a estar en contacto con la criminalidad, que meramente al castigo.
Lo que ocurrió es que el tema de la prisión preventiva fue el de más difícil acuerdo, porque obviamente es una herramienta que en algunos casos ha sido mal utilizada y genera muchas veces ciertos recaudos. Entonces, como fue el último artículo que votamos del código, de un código de 200 artículos, tomó especial relevancia pero es simplemente una herramienta.
Se dejó sólo para los casos de delitos graves, esto es, todos los delitos que tengan una pena mínima no inferior a los 3 años, sólo para el caso de que el juez o fiscal entiendan que hay peligro de fuga del menor investigado o entorpecimiento de la causa y esta medida no puede ser aplicada por más de 60 días corridos sin prórroga, con lo cual el régimen tiene una consistencia general que apunta a la protección de los menores, a pesar de que estén en conflicto con la ley penal, porque hoy al no ser sujetos de derechos, los jueces disponen de su libertad o encierro arbitrariamente sin reglas concretas y esto los ponía en una situación de desventaja en relación al adulto.

Eduardo Zanini: Silvia, buenas tardes, Eduardo Zanini, ¿Cómo le va?

S.L.R: ¿Qué tal? Buenas tardes.

EZ: Había algunos legisladores que pedían que se bajara aun más, ¿no? La edad de imputabilidad.

S.L.R: No, lo que proponían era en vez de sólo para los delitos graves, se especificara que era sólo para los delitos contra la vida y contra la integridad sexual. Es decir, recortar un poco más el universo de delitos a los cuales podría aplicar esta figura. Y posteriormente el consenso fue en reducirlo a esto, a los delitos que tengan una pena mayor mínima mayor a 3 años y no circunscribirlo sólo a homicidio y violación, para resumirlo. Pero todo estaban de acuerdo con que en principio sea figura de altamente excepcional, recortada sólo a 60 días en un régimen que prevé que la prisión efectiva también es de carácter excepcional y que previamente hay un montón de otras herramientas alternativas para dar respuesta a este menor que cometió un delito.
Finalmente fue incorporado, insisto que solamente un artículo en un montón de disposiciones que hacen que a partir de ahora los menores que cometen delitos tengan derechos y garantías a ser juzgados como somos los adultos y también que las víctimas estén tranquilas que su parte, que su visión en este conflicto, también va a ser tenida en cuenta e investigado por el sistema penal.

EZ: ¿Cómo quedó la figura de la internación en hogares, en reformatorios, digo? ¿Hubo alguna modificación en el código respecto de esto?

S.L.R: Bueno, en realidad sí, hay una ley nacional que puso fin a la existencia de estos institutos reformatorios y que cada jurisdicción, en este caso la cuidad de Buenos Aires está siendo pionera en el debate nacional, tiene que resolver cómo lo implementa. Nosotros lo implementamos primero con este conjunto de normas procesales que definen cómo se debe actuar en el caso de que un menor entre 16 y 18 años cometa delito.
En segundo lugar, vamos a ir con la creación del foro especial, es decir, de jueces y fiscales de menores. Y el tercer paso va a ser la construcción de algún lugar específico con condiciones edilicias diferentes a los actuales reformatorios pero además que se entienda que van a ser utilizados en casos excepcionalísimos. Porque hay un montón de soluciones, de mediación, de facilitación, de negociación, de tareas comunitarias, de seguimiento, de la obligación de hacer cursos, que tienen que ver con la reinserción de estos menores y el tratamiento de la criminalidad que debe ser el objetivo que busquemos como sociedad y no sólo el castigo al que comete el delito.

T.C: ¿Cuándo se pone en vigencia?

S.L.R: El régimen ya está en vigencia, lo que pasa es que hoy se aplica solamente a los delitos de tenencia y portación de armas que son los que efectivamente tiene la ciudad para investigar y juzgar. Estamos a la espera de la ratificación por parte del congreso nacional del segundo convenio que transfiere 13 delitos más y en el trabajo de seguir reclamando el traspaso de mayores competencias de la justicia nacional a la justicia local.

T.C: Silvia La Ruffa, muchísimas gracias.

S.L.R: Gracias a ustedes, buenas tardes.

T.C: Buenas tardes. Silvia es legisladora porteña, es presidente de la comisión de Seguridad por el Frente para la Victoria.