Fuente: MinutoUno.com

Legisladores explicaron a MINUTOUNO.COM los pro y los contra de permitir que los autos estacionen en los pasillos libres de las playas.


Unos 130.000 vehículos sin poder estacionar, 630 cocheras menos en los últimos 18 meses, tarifas estrafalarias para poder guardar el auto, y caos de tránsito, son algunas de las consecuencias de un mismo problema: no hay garajes libres en la ciudad.

Por este motivo, ya se presentó en la legislatura porteña un proyecto para aprobar las llamadas "Cocheras Móviles", es decir, que los autos puedan estacionar en los pasillos libres de los estacionamientos.

Pese a estar prohibida, esta situación ya se evidencia en muchas cocheras del Microcentro, aunque ahora se busca darle un respaldo legal. El problema es que, pese a tener el visto bueno de la cámara de empresarios y de legisladores macristas, para muchos representa un foco de peligro en caso de incendio o evacuaciones.

“Hay que buscar equilibrio entre los beneficios que propone (que entren más autos) y los problemas (obstaculizar y generar mayor movimiento en las veredas de los garajes)”, sostuvo a MINUTOUNO.COM, Luis Alberto Gómez, director de la Comisión de Transporte y Tránsito de la Legislatura Porteña. Para el funcionario, es necesario un estudio de planeamiento urbano ya que, de aprobarse, será una medida aislada que favorecerá a garagistas, pero no va a mejorar el tránsito.

La Cámara de Garajes y Estacionamientos sostiene la postura más enfática para que se apruebe el proyecto, algo que según su titular, Eduardo Sánchez, solucionaría el problema de los más de 100.000 vehículos que carecen de espacio, así como la reducción de las tarifas por la saturación de la plaza que hace que muchos conductores se inscriban en listas de espera aguardando que se libere un espacio para guardar su auto.

Consultada por MINUTOUNO.COM, la legisladora kirchnerista Silvia La Ruffa consideró estar a favor del proyecto y sostuvo que no teme a las posibles consecuencias del atestamiento vehicular en edificios del Microcentro. “No creo que la medida agrave nada, me parece que legaliza algo que se da de hecho y debería ser votada para permitir el desarrollo de cocheras. De hecho en el informe se presentó una investigación de bomberos que señala que no hay registro de siniestros importantes en estacionamientos”.

Sin embargo, no todos dan el visto bueno. Para el diputado Facundo Di Filippo (ARI-Coalición Cívica), presidente de la Comisión de Derechos Humanos, Garantías y Antidiscriminación de la Legislatura Porteña, aprobar la habilitación de Cocheras Móviles presenta muchos interrogantes. “El principal se relaciona con la seguridad, porque no hay garantías de que los garagistas, en su afán de lucro, respeten las mínimas normas de seguridad. Por ejemplo, dejar un corredor libre de por lo menos medio metro para acceder a un matafuego, como exige bomberos. Imaginemos qué pasaría si se incendia o explota el tanque de nafta de un coche y su reacción en cadena”, explicó Di Filippo a MINUTOUNO.COM

Asimismo, consideró que “también es llamativo que se amenace con un incremento de las tarifas de estacionamiento si no se aprueba la ley de las cocheras móviles, cuando, y no es necesario ser un experto en economía, para advertir que los precios de las cocheras diarias ya son altos pese a que el mantenimiento de un garaje no implica grandes gastos”.

Para el legislador, se requiere una medida concreta sobre el problema de tránsito en la ciudad. “Eso significa que habrá que imponer restricciones al ingreso de vehículos a determinados sectores, rediseñar los recorridos y paradas de colectivo, aunque esta ciudad, que es autónoma, para poder modificar o controlar el transporte público de pasajeros depende de la Secretaría de Transportes de la Nación”.

Auri Gorosurreta