Fuente: Infobae

Cristina Fernández llamó a los políticos a "hacerse cargo de lo que pasó" en el país, en un encendido acto de tinte peronista. Junto a Alberto Fernández, encabezó el lanzamiento del PJ porteño



“No se trata de candidaturas, se trata de proyectos políticos para construir un país mejor”, señaló la esposa del presidente Néstor Kirchner ante más de 6 mil personas, bajando las expectativas sobre su eventual postulación como senadora bonaerense.

Su participación cerró el multitudinario acto de asunción de la nueva conducción del peronismo porteño, que encabeza el jefe de Gabinete, Alberto Fernández, que se desarrolló ante un desbordado Estadio Obras, con la presencia de medio gabinete.

La senadora –que lució un trajecito, pantalón y saco, color crudo– advirtió: “Quiero decirles a aquellos que se asombran por allí de que la gente confía en este Presidente y acompaña este proyecto. Es este Presidente que acompaña a la sociedad en la voluntad de vivir en un país mejor”.

Minutos antes, Alberto Fernández había abierto el fuego con un discurso centrado en el año electoral. “Hoy empieza la marcha inevitablemente hacia la victoria en los comicios de octubre”, sostuvo el funcionario, secundado por la nueva mesa de conducción del PJ local, integrada, entre otros, por el ministro de Trabajo, Carlos Tomada; de Educación, Daniel Filmus; el secretario de Seguridad, Alberto Iribarne, y el gremialista Víctor Santa María, principal operador del cambio en la estructura del partido. El escenario lo completaron los delegados distritales, entre los que se encontraba la legisladora local SILVIA LA RUFFA.

Fernández insistió en reiteradas oportunidades sobre la necesidad de sumar “no peronistas” a las listas para mejorar las chances electorales.

En la platea estaban, entre otros, los ministros Julio de Vido, Aníbal Fernández, José Pampuro y Ginés González García; los gobernadores Felipe Sola (junto a León Arslanian) y Eduardo Fellner; los intendente Julio Alak y Alberto Balestrini y los sindicalistas Hugo Moyano, Armando Cavalieri y Julio Piumato.