Fuente: Gente BA

A partir de ahora, las faltas contra la seguridad urbana, el medio ambiente, la higiene, la sanidad, las actividades constructivas y en materia de condiciones bromatológicas de los alimentos y todas las faltas que se cometan en la Ciudad de Buenos Aires tienen su órgano administrativo de control específico: la Unidad Administrativa de Control de Faltas Especiales, un ente nuevo de 36 agentes en el ámbito del Ministerio de Diego Gorgal creado por una ley sancionada el día jueves último por los legisladores porteños.

Se trata de una instancia administrativa única, obligatoria y previa al juzgamiento por parte de la Justicia Contravencional y de Faltas cuya creación generó problemas en el seno de la bancada kirchnerista cristalizando diferencias previas entre los referentes del Jefe de Gabinete, Alberto Fernández, y Helio Rebot que difícilmente se sostengan por mucho tiempo.

Este último impulsó uno de los dos despachos de minoría que llegaron al recinto, mientras que el de la mayoría fue defendido por SILVIA LA RUFFA. Lo que Rebot objetaba era principalmente el carácter de “administrativo” del nuevo órgano pues se inclina por una judicialización de las faltas.

El proyecto originalmente fue impulsado por el Ministerio de Gobierno con el objetivo de descomprimir la congestión que paraliza a la actual Unidad Administrativa de Control de Faltas- la cual en el futuro sólo se dedicará a cuestiones de tránsito vehicular, peatones y seguridad vial- y evitar así que las causas prescriban debido a su acumulación. A su vez, esta otra unidad de faltas residual tendrá más miembros, pues estos fueron aumentados de 27- que hasta hoy se ocupaban de todo tipo de faltas- a 90.

Pero este es sólo el primer paso de una reforma más global del Código de Faltas que desde hace tiempo es analizado por la Comisión de Justicia de la Legislatura, porque el jueves próximo el cuerpo avanzaría con un aumento de las multas vigentes en rubros como medio ambiente, seguridad privada, bromatología y condiciones de obras en construcción. Aunque ambos capítulos formaban parte de un mismo proyecto del Poder Ejecutivo, la Comisión de Justicia decidió desdoblar el debate dada su complejidad.

Este aumento de las multas en materia de medio ambiente se daría una semana después de que el Ministro de Medio Ambiente, Marcelo Vensentini, justificara ante la Comisión de Presupuesto y Hacienda los 623 millones de pesos que totalizan la partida de su cartera- unos 74 millones de pesos más elevado que el del 2006, cuando el área era una Secretaría-.

El 2 de noviembre también está previsto el tratamiento de la Ley de acción de amparo, siempre y cuando la Comisión de Justicia adhiera al despacho de la de Asuntos Constitucionales antes del próximo jueves.

Para entonces los legisladores estarían cerrando la ronda de visitas de funcionarios para fundamentar el presupuesto de Jorge Telerman, cuyo debate en el recinto inicialmente se calculaba para fines de ese mes.

El 16, a su vez, podría considerarse el Código de Tránsito de la Ciudad siempre que culmine su trámite en comisión.


Fuente: BL Asuntos Públicos y Parlamentarios