Fuente: Noticias Urbanas

Con audacia y paciencia, el fin es mejorar el resultado
de las últimas elecciones. El posible acuerdo legislativo entre
Olmos y Kravetz. Los kirchneristas son de Cabandié.

Por Gabriel D’ Angelo

Los pésimos resultados en las últimas elecciones legislativas del 28 de junio en terreno porteño, fueron el Big Bang del bloque kirchnerista del Frente para la Victoria en la Legislatura. De esa explosión surgieron tres nuevos planetas. Los legisladores Diego Kravetz, Silvia La Ruffa, Christian Asinelli, Alicia Bello y Pablo Failde rompieron con los K, en sintonía con Alberto Fernández, y crearon el Bloque Identidad Porteña, del cual sólo Asinelli y La Ruffa mantienen algún vínculo con el ex jefe del Gabinete nacional. Sebastián Gramajo y Juan Cabandié, por su parte, formaron el Encuentro Popular para la Victoria, manteniéndose bajo el liderazgo de Néstor Kirchner. Sin embargo, los primeros en la fuga fueron los diputados Juan Manuel Olmos, Silvina Pedreira, Dora Mouzo e Inés Urdapilleta fundando, precisamente, el primero de los planetas, el Bloque Peronista, buscando autonomía y alejándose tanto de Fernández como de Kirchner.

De estos legisladores, los únicos que quedarán en la Legislatura hasta 2011 son Kravetz, actualmente solo; Cabandié, kirchnerista; y Pedreira, quien responde a Víctor Santa María (titular del Suterh) y al PJ porteño de Olmos. Dado que después del 10 de diciembre ingresarán los nuevos legisladores y se conformarán los nuevos bloques, los diputados mencionados están dialogando para ver si pueden generar espacios de mayor peso para evitar el impacto del retroceso. Un gran armador legislativo es el actual presidente del PJ porteño, Juan Manuel Olmos, pero en rigor la realidad no lo ayuda mucho. Además, antes de la implosión, el Encuentro Popular para la Victoria, que representó al kirchnerismo en las últimas elecciones, logró cuatro bancas que se asumirán a fin de año. Ellos son Francisco “Tito” Nenna, sindicalista de los docentes; Mateo Romeo, dirigente de Mataderos ligado al Suterh; María José Lubertino, radical, titular del Inadi y adoradora de medios, y Claudio Palmeyro, sindicalista de los taxistas de Viviani alineado en la CGT. Mientras siguen las conversaciones entre ellos, veamos qué podría pasar con estos siete diputados en la nueva Legislatura.

EL ARMADO PERONISTA

El presidente del PJ porteño, Juan Manuel Olmos, está tejiendo redes para fortalecer, luego del 10 de diciembre, al Bloque Peronista. Para lograrlo, posiblemente sumará al lado de Silvina Pedreira, actual integrante del bloque, a Mateo Romeo, Claudio Palmeyro y, si prospera el acuerdo, a Diego Kravetz. Olmos intentará manejar el bloque desde la estructura partidaria de la cual es número uno.

“La idea es trabajar con Pedreira y Palmeyro primordialmente, y luego con todos los que tengan una orientación ideológica similar a la nuestra”, planteó Romeo a NU. Sin embargo, Palmeyro, más allá de que Romeo ya lo sume al mismo espacio, a días de la definición aún se debate entre seguir siéndole fiel a Hugo Moyano y mantenerse en el Encuentro Popular para la Victoria de Néstor Kirchner o acercarse al Bloque Peronista, que lidera Olmos. “Venimos hablando con Juan (Manuel Olmos) y estamos analizando las distintas alternativas. La idea es participar en un bloque lo más amplio posible, siempre y cuando se pueda coincidir. Nos reunimos seguido para analizar la alternativa de sumar en función de la coincidencia ideológica y lo que queremos llevar adelante. La idea es no apuntar a la cantidad sino a la calidad”, dijo Palmeyro, sin confirmar ni desmentir nada. Pero quienes conocen esta movida afirmaron que el acuerdo “está casi cerrado”.

Para sumar un liderazgo con mayor peso y con experiencia en el trabajo legislativo, Olmos y Kravetz decidieron en una cena explorar de forma conjunta su futuro. Para ello, Kravetz se debe sumar al Bloque Peronista. A cambio, Kravetz recibiría la presidencia del espacio y, como referente histórico de la casa, podría garantizar que los acuerdos viejos y nuevos de ambos lleguen a buen puerto. Así, el bloque que representará al PJ porteño en la Legislatura podría quedar conformado, después del 10 de diciembre, por Pedreira, Romeo, Palmeyro y Kravetz. Éste podría tomar aún más relevancia en el nuevo parlamento si el espacio acuerda con el PRO subirse a la vicepresidencia segunda.

EL ARMADO KIRCHNERISTA

De los cuatro legisladores que ingresarán por el Encuentro Popular para la Victoria, sólo dos se alistarán en el bloque puramente kirchnerista: Francisco “Tito” Nenna y María José Lubertino, ya que, como se dijo, Romeo y Palmey-ro pasarían al Bloque Peronista. Nenna y Lubertino confirmaron a este semanario que continuarán trabajando desde el bloque K junto a Cabandié, actual integrante y futuro presidente del mismo. Si bien es cierto que algún integrante del trío está dialogando con el ibarrismo y Proyecto Sur para armar un “interbloque”, Cabandié no duda y dispara: “Siempre fui coherente en no avanzar junto al ibarrismo”. Según informó a NU una fuente legislativa en off the record, en el Encuentro Popular para la Victoria habría tantas tendencias como integrantes, y eso lo definirán encerrados este fin de semana. Más allá de las decisiones y las posibilidades que puedan barajar estos tres legisladores, al igual que el PRO con Macri, no hay que olvidar que su futuro depende a su vez de lo que decida la varita de Kirchner en Olivos.