Fuente: El Argentino

Dos legisladores porteños presentaron ayer un proyecto de ley para regular el funcionamiento de los boliches en la Ciudad, que contempla el cierre de los locales a las 6.30 y el límite de admisión a las 3 y la eliminación de la denominada “jarra loca”, con el propósito de poner al distrito capitalino en sintonía con la reglamentación sancionada en la Provincia.

En tal sentido, los legisladores Diego Kravetz y Silvia La Ruffa dieron a conocer los detalles de la iniciativa durante un encuentro en Mar del Plata con el gobernador de Buenos Aires, Daniel Scioli. “Nuestro proyecto apunta a que la Ciudad y la Provincia tengan legislaciones parecidas que obtengan como resultado homogeneizar las políticas referidas a la nocturnidad para garantizar la efi cacia y que se alcancen los objetivos de prevención para que todos los jóvenes puedan disfrutar y regresar a sus hogares en condiciones de seguridad”, aseguraron los autores de la iniciativa.

Puntualmente, el proyecto prevé que los locales puedan funcionar hasta las 6.30, con un límite de admisión de clien- tes a las 3 y el cese de venta y expendio de bebidas alcohólicas a las 5.30. Además, incluye un artículo destinado a la prohibición para “suministrar a cualquier bebida alcohólica en vasos, copas o similar que superan los 350 mililitros de capacidad” y así evitar la venta de la denominada “jarra loca”.