Fuente: La Razón

Es un proyecto clave de la gestión de Macri. La oposición se niega a que sea autárquica. Lo tratarán esta semana.

Esta semana se aprobaría la ley para que la ciudad de Buenos Aires tenga su propia Policía. Los legisladores porteños ultiman los detalles para definir esta semana la ley que permita la conformación de la Policía Metropolitana, tras la marcha atrás del bloque macrista que insistía en que la nueva fuerza de seguridad de la Ciudad debía ser autárquica, una figura que era resistida por la oposición.

El proyecto, que es considerado clave por la gestión de Mauricio Macri, será discutido en la sesión del jueves próximo de la Legislatura, según informaron legisladores de distintos bloques. La iniciativa plantea la creación de la Policía Metropolitana propia para la Capital Federal compuesta por nuevos agentes, cuyo reclutamiento y capacitación están supeditados a la sanción de la ley.

Además, prevé que la fuerza tenga competencia exclusiva en materia de protección de las personas y bienes, seguridad y prevención del delito y auxiliar de la Justicia, dentro de la jurisdicción de la Capital.

La llegada de la norma al recinto ocurre tras meses de discusión dentro de las comisiones de Seguridad y Justicia, donde el tema más áspero de acordar fue el punto vinculado a la intención del macrismo para que la Policía sea autárquica, es decir, que pueda manejar su propio presupuesto.

Si bien el proyecto que entrará al recinto es del macrismo, existen tres dictámenes de minoría impulsados por la diputada del Frente para la Victoria Silvia La Ruffa, el ibarrista Gonzalo Ruanova y el legislador Martín Hourest. "Queremos una Policía conducida por el ministro de Seguridad, que no se autorregule y que responda al poder político", dijo la diputada Silvia La Ruffa.