Fuente: La Nación

El ministro de Educación porteño reiteró que los subsidios "no son una política universal" y volvió a cuestionar la toma de colegios como método de protesta; nueva marcha de escolares por el centro de la ciudad

El conflicto por las becas para estudiantes secundarios no cede y hoy tuvo dos nuevos capítulos con la exposición del ministro de Educación porteño, Mariano Narodowski, en la Legislatura, y una nueva marcha de escolares por el centro porteño.

En el edificio de Perú 160, Narodowski explicó sobre la política en el otorgamiento de subsidios y volvió a cuestionar la toma de colegios como método de protesta. Durante la reunión, el funcionario fue duramente criticado por gremialistas y diputados opositores.

"La beca no es una política universal, es para aquellos que más lo necesitan, de esta manera la van a cobrar los que estén en situación de vulnerabilidad social y económica", aseveró el funcionario.

Por otra parte, aseguró que es decisión del gobierno de Mauricio Macri no otorgar becas a aquellos chicos cuyos "padres sean propietarios de sus casas, algo que no se venía haciendo hasta ahora", aclaró.

Al hacer esta afirmación Narodowski fue criticado por la diputada kirchnerista Silvia La Ruffa, quien afirmó: "Parece que el macrismo pretende que los chicos se cuelguen un cartel que diga «soy pobre», para que le den una beca".

"No hubo reducción". Ante la requisitoria de la diputada Liliana Parada, el ministro afirmó que "no hubo reducción de becas, eso se puede afirmar según desde donde se lo mire".

Narodowski criticó también la metodología de toma de colegios por parte de los alumnos, de la que dijo que no estaba "bien" hacerlo, pero reconoció como "válido el derecho a protestar que tienen todos los estudiantes".

Sin embargo se preguntó si "los chicos son sujetos de derechos políticos o no".

El diputado kirchnerista, Diego Kravetz, dijo no entender por qué el gobierno envía a la Legislatura una ampliación presupuestaria "en la que está pidiendo 100 millones para subsidiar a la educación privada y no hace lo mismo para otorgar más becas a los chicos de las escuelas públicas".

Negociación. Narodowski por su parte ratificó varias veces que no va a negociar con aquellos que tomen escuelas.

El encuentro se desarrolló en el Salón Juan Domingo Perón de la Legislatura de la que participaron representantes de sindicatos docentes y de centros de estudiantes, quienes en todo momento interpelaron al ministro con diferentes cuestiones.

Llegaron a gritarle "mentiroso" y más de una vez le pidieron que dejara el cargo. Asimismo dijeron que los trabajadores del sector donde se otorgan las becas hace 6 meses no cobran el sueldo.

Ante esta situación, el vicepresidente primero de la Legislatura, Diego Santilli, tuvo que pedir silencio y hasta llegó a amenazar con levantar la reunión.

El encuentro se hizo abierto luego de una larga discusión a puertas cerradas en el Salón Eva Perón entre el oficialismo y la oposición.

Mientras el macrismo quería una reunión cerrada a la prensa y a los sindicatos, la oposición reclamaba todo lo contrario.

Marcha. En tanto, varios estudiantes secundarios marcharon por la Avenida de Mayo hacia la sede del gobierno porteño y el Ministerio de Educación, situado en Paseo Colón 255, en reclamo de becas y aumento de presupuesto educativo.

La marcha, que arrancó después de las 14.30, está integrada por estudiantes y padres de escuelas en las que esta semana se realizaron tomas en demanda de becas y problemas de infraestructura.

Los estudiantes que participan de la protesta pertenecen a los colegios Mariano Moreno, Escuela de Cerámica N 1, Mariano Acosta, Liceo N° 3, Normal N° 5, María Claudia Falcone y Joaquín V. González, entre otros.