Fuente: Perfil

Los diputados electos asumieron sus respectivas bancas en la Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires. Pese a ser mayoría, el PRO no contará con quórum propio. El kirchnerismo es la primera minoría.


Con amplio dominio macrista, los 30 diputados porteños electos el 3 de junio, entre ellos Aníbal Ibarra, juraron hoy en sus cargos en la sesión preparatoria de la Legislatura de la Ciudad.

El legislador Enrique Olivera comenzó a tomar juramento a los nuevos diputados, en su mayoría macristas, este mediodía. Aníbal Ibarra, destituido del cargo por la tragedia de Cromañón, prestó juramento a las 12.25 en medio de aplausos y silbidos. Diego Santilli fue elegido por los diputados como vicepresidente primero y Juan Manuel Olmos fue electo vicepresidente segundo.

Gracias a sus 28 legisladores el partido liderado por ej jefe de Gobierno electo, Mauricio Macri -junto a sus aliados- es mayoría pero no tiene quórum propio para sesionar, puesto que le faltaron tres bancas para gozar de ese privilegio. En tanto, el kirchnerismo posee a partir de hoy 17 escaños, mientras que la Coalición Cívica y aliados es la tercera fuerza con 11 bancas.

El bloque PRO está presidido por Oscar Moscariello, y además lo integran Cristian Ritondo, María Eugenia Vidal, Enzo Pagani, María Eugenia Rodríguez Araya, Gerardo Ingaramo, Martín Ocampo, Victoria Morales Gorleri, Avelino Tamargo, Néstor Abbas, Mónica Lubertino, Jorge Garayalde, Martín Borrelli.

Diana Martínez Barrios, Alvaro González, Luciana Blasco, Fernando de Andreis, Roberto Destéfano, Marcelo Godoy, Lidia Saya, Daniel Amoroso, Silvia Majdalani, Diego Santilli, Oscar Zago, Dora Mouzo, Marta Varela, Carlos Araujo y Marcelo Meis completan la bancada macrista.

Por su parte, el Frente para la Victoria-Concertación Plural queda bajo la conducción del reelecto Diego Kravetz y está conformado además por Cristian Asinelli, Juan Cabandié, Ivana Centanaro, Gabriela Cerruti, Pablo Faile, Sebastián Gramajo, Silvia La Ruffa, Juan Manuel Olmos, Silvia Pedreira, Inés Urdapilleta y Elvio Vitali.

El kirchnerismo está aliado para ampliar su base con la fuerza Diálogo por Buenos Aires que conduce el destituido jefe de gobierno porteño, Aníbal Ibarra, e integran Raul Puy, Gabriela Alegre, Eduardo Epstein y Gonzalo Ruanova.

Mientras tanto, el ARI y la Coalición Cívica están compuestos por Enrique Olivera, que preside el bloque, y por Diana Mafia, Sergio Abrevaya, Teresa De Anchorena, Facundo Di Filippo y Guillermo Smith. A ellos se suman los miembros del Frente Más Buenos Aires los socialistas Julián D'Angelo y Verónica Gómez; Raúl Fernández, de Encuentro Progresista y Fernando Cantero y Alejandro Rabinovich de Autonomía con Igualdad.

El resto de los bloques, la mayoría unipersonales se reparte entre Patricia Walsh, de Izquierda Unida; Martín Hourest y Liliana Parada, que dejó la Coalición para integrar el Movimiento por Buenos Aires; y Gerardo Romagnoli (Autodeterminación y Libertad).

¿La extinción? Una particularidad que deja esta renovación parcial de la Legislatura es que desaparece el bloque de la Unión Cívica Radical (UCR) ya que el único diputado que le quedaba, Carlos Lo Guzzo, concluye el lunes su mandato.

El resto de los radicales nuevos que asumieron están integrados a otras fuerzas como los radicales PRO que acompañan a Macri, al kirchnerismo o a la Coalición Cívica.

Con la UCR desaparecen también otros siete bloques unipersonales o como eran Guardapolvos Blancos de Florencia Polimeni; el Bloque del Sur de Héctor Bidonde y Sergio Molina; Fuerza Baires, de Helio Rebot; Columna Social, de Mirta Anega. Y también, 17 de Octubre de Chango Farías Gómez, Autodeterminación y Libertad Cambio Popular de Noemí Olivetto y el Frente Progresista y Popular de Laura Moresi.

Fuente: Télam