Fuente: ADN Ciudad

escrito por Alejandra Lazo y Germán López

Como todos los 18 de octubre los peronistas festejaron el “santo” de su líder político. Pero la cena de dirigentes del PJ con la excusa del festejo en el restaurant “El General”, se convirtió en una charla sobre la sucesión en la conducción del partido en la Ciudad. Los nombres que se barajaron.

Buen vino, buena comida, el lugar ideal, todo estaba preparado para que el 18 por la noche los dirigentes peronistas de la Ciudad festejaran San Perón. El restaurant “El General”, como no podía se de otra manera, fue el espacio elegido por los políticos para llevar adelante el festejo que no se pierde con los años y es parte de la liturgia peronista.

En el medio de la cena, la noticia que llevó uno de los funcionarios nacionales que compartían la mesa hizo que la charla se desviara y se convirtiera en monotemática. El actual presidente del PJ Capital, Alberto Fernández, no iría por la reelección en las internas planteadas para el año que viene, permitiendo una renovación en la conducción del partido.

Según lo conversado en la mesa, el “Plan A” sería que el legislador porteño Juan Manuel Olmos o el superintendente de Servicios de Salud, Héctor Capaccioli, ocupen el cargo de la jefatura del partido a nivel local, ante la negativa del titular del SUTERH, Víctor Santamaría, de encabezar la lista.

El otro Plan, aunque más improbable y por ese motivo su denominación de “B”, es que el ministro de Justicia de la nación, Alberto Iribarne o Andrés Rodríguez (UPCN) encabecen las listas.

Durante el festejo de San Perón, no se podía pasar por alto la discusión política, y eso es lo que hicieron la noche del 18. Entre los que festejaron estaban Alberto Iribarne, Ginés González García, Víctor Santamaría, Héctor Capaccioli, Andrés Rodríguez, Carlos Montero, Silvia La Ruffa, Miguel Talento y Sebastián Gramajo, entre otros.